Viernes 08 de Diciembre de 2017
LA PRIMERA ESTRELLA FUE PARA...

El Quillá obtuvo su primer campeonato local al vencer en el desempate a Ateneo (Foto: La Revista Deportiva)
El Quillá obtuvo su primer campeonato local al vencer en el desempate a Ateneo (Foto: La Revista Deportiva)
Náutico El Quillá se quedó con el primer título de su historia en la Liga Santafesina al vencer sobre la hora este viernes en un desempate a Ateneo por 2-1.

En una jornada espectacular y bajo un marco multitudinario, Náutico El Quillá se consagró campeón por primera vez en su historia de la Liga Santafesina al superar en un final agónico este viernes por 2-1 a Ateneo en un partido desempate desarrollado en el campeo auxiliar de Colón, Rafael Batres.

El quiebre se dio en el último minutos cuando Joaquín Felizia aprovechó una bola que quedó en área para desatar el delirio de más de 1000 almas. El colegial abrió la cuenta a través de Francisco Ramírez, de penal, pero cuando se terminaba el primer tiempo lo igualó Juan Manuel Chemes para el Tiburón.

La tarde santafesina tuvo todos los condimentos. Arrancó con sol, después el viento y la lluvia le puso dramatismo para que después volviera a salir el sol para disfrutar de un partido inolvidable. Cientos de simpatizantes se acercaron hasta el barrio sur para acompañar a El Quillá y Ateneo, que demostraron por qué fueron los mejores equipos del torneo de Primera División.

Fue así como llegaron a este partido desempate, ya que quedaron empatados en puntos al cierre de la última jornada. En consecuencia, había que dirimir el título en un ultimo juego. El Colegial golpeó de entrada a través de un penal que fue capitalizado por Francisco Ramírez, a los 18', pero cuando poco pasaba, apareció a los 37' Juan Manuel Chemes para, de cabeza, equipara las cosas.

Ya en el complemento los dientes apretados y la tensión de adueño de todos, no solo en los protagonistas sino también en las tribunas, que presentó un colorido maravilloso en ambos lados. Llegaron la expulsiones de Santiago Ingino en El Quillá y Justo Funes en Ateneo y todo parecía que se resolvía por penales.

Pero en este deporte nunca está dicha la última palabra y fue así como Joaquín Felizia capturó una bola en la última del partido para mandarla a guardar y así cristalizar la primera estrella para el Tiburón en su historia.

Las lágrimas de alegría y tristeza invadieron el Rafael Batres, que sirvió de escenario para la fiesta misma de la Liga Santafesina, que volvió a vibrar de pasión con este cotejo, que será recordado por toda la historia. ¡Felicitaciones, El Quillá!

 



Fuente: Uno Santa Fe


Cablevideo Digital
Hockey Manía
leonardo fanelli y silvia rasellii arquitectos
25Yardas.com | Contacto
25Yardas.com | Facebook






25Yardas.com

NicoSal soluciones web

© Copyright 2011 - 25 YARDAS > www.25yardas.com < info@25yardas.com / Todos los derechos reservados.