Domingo 28 de Abril de 2019
UNA LEY: DOS IDEAS MUY DIFERENTES

La Ley de Deportes que quisieron implementar con un DNU, ahora tiene dos propuestas bien claras y diferentes para aprobarse.
La Ley de Deportes que quisieron implementar con un DNU, ahora tiene dos propuestas bien claras y diferentes para aprobarse.
Ya se han presentado dos proyectos de ley para reemplazar al DNU de Mauricio Macri que generó la Agencia de Deporte de la Nación: uno pergeñado por Gerardo Werthein y presentado por el bloque de Cambiemos, que confirma la privatización del espacio deportivo público, el otro, con apoyo del peronismo, aspira a un deporte federal y el bien común.

Las cartas ya están echadas sobre la mesa. Tras la negativa de la Comisión Bicameral de Trámite Legislativo al Decreto de Necesidad y Urgencia 92/2019 con el que Mauricio Macri degradó el 29 de enero último a la Secretaría de Deporte de la Nación (SDN) al rango de Agencia del Deporte Nacional (ADN), comenzó una negociación en todos los estratos políticos referido al deporte y sus negocios para intentar salvar las formas.

Mientras que en la ADN causó una gran preocupación el fallo de Cámara que convalida la Asignación Universal por Hijo en el Deporte (AUH X Deporte) y condena al Estado a su cumplimiento, se mantienen a fuego las órdenes de no firmar un papel hasta que se logre una nueva normativa -mandato que Diógenes de Urquiza y su personal cumple a rajatabla trabando el funcionamiento del ente tanto que las becas a los deportistas se pagaron por última vez el 13 de marzo- en las oficinas del Congreso se tejen alianzas para promover dos proyectos de ley que reemplacen al DNU macrista, con perfil diametralmente opuestos.

Uno de ellos es el proyecto que desarrolló el cuerpo legal del Comité Olímpico Argentino (COA) a solicitud de Gerardo Werthein que no difería en el espíritu con lo propuesto por el presidente de la Nación. De hecho, no se dio de baja ninguna de las cláusulas que puede llevar a una literal privatización de la actividad deportiva en el ámbito público y a una posible liquidación de los valiosos inmuebles que posee la ADN. Y posee párrafos y artículos que empeoran la situación ya que habilitaba la reelección indefinida de autoridades, eliminaba a la Confederación Argentina de Deportes como una de las asociaciones civiles deportivas superiores arrogándole sus derechos y obligaciones al COA y mantenía la posibilidad de arancelamiento de servicios y el cobro de recaudaciones o alquileres por usos de instalaciones de bien público.

Este borrador, que circuló por despachos de asesores de legisladores gracias a una gestión del equipo de trabajo de Julio Catalán Magni (presidente de la Comisión de Deportes del Senado), finalmente ingresó en el Senado como proyecto de ley 954/2019 impulsado por un grupo de siete miembros de Cambiemos, entre ellos Esteban Bullrich, a cargo entre diciembre de 2015 y julio de 2017 del Ministerio de Educación y Deportes, bajo cuya gestión la entonces Secretaría de Deportes de la Nación a cargo de Carlos Javier Mac Allister generó una notable subejecución de recursos y contratos observados que obligaron al procesamiento de Orlando Moccagatta (mano derecha del Colo Mac Allister) por negociaciones incompatibles con la función pública.

Del otro lado del escritorio aparece una propuesta ingresada como proyecto tanto a Diputados (945/2019) como a Senadores (833/2019) con el apoyo de un arco de agrupaciones políticas con base popular (Frente Popular, Frente Renovador de la Concordia y Frente para la Victoria-PJ), que difiere diametralmente del anterior: en oposición a la ADN establece como ente organismo descentralizado y autárquico al Instituto Federal de Deporte que debería tener representantes nombrados por todas las fuerzas políticas a diferencia de la actualidad, que dependen exclusivamente del Poder Ejecutivo.

El proyecto tiene en consideración el federalismo en la toma de decisiones, presenta reglas claras en cuanto a los límites en la extensión de los mandatos dirigenciales, apoya de manera explícita a las entidades de base, recupera a la CAD como ente rector y establece concretamente el resguardo y protección de predios donde se desarrollen aprendizaje y actividades deportivas. Además, a diferencia de los firmado por Macri y refrendado en el articulado Werthein-Cambiemos, reivindica el cumplimiento de la AUH X Deporte, y deja asentado que la Auditoría General de la Nación será el órgano de control de gestión.



Fuente: Ernesto Rodriguez (@ephecto)

TAMBIEN PUEDE INTERESARTE...

LAS BECAS VALEN CADA VEZ MENOS

AL DEPORTE LO TIRARON AL BOMBO


LOS PRIMEROS SÍNTOMAS

Cablevideo Digital
Hockey Manía
leonardo fanelli y silvia rasellii arquitectos
25Yardas.com | Contacto
25Yardas.com | Facebook






25Yardas.com

NicoSal soluciones web

© Copyright 2011 - 25 YARDAS > www.25yardas.com < info@25yardas.com / Todos los derechos reservados.